17 abril, 2024
Tenemos la oportunidad de entrevistar a Pepe Roca, vocalista de Alameda, una de las bandas esenciales de aquello que vino a llamarse rock andaluz, y de la que muy pronto podremos disfrutar, en directo, en la Sala X.

8pistas: Hola, Pepe. Ante todo déjame decirte que es un honor hablar con uno de los músicos que han definido y ampliado las posibilidades de la música de nuestra tierra.

Pepe Roca: Muchas gracias a vosotros, por acordaros de nosotros.

Los cuatro primeros discos de Alameda -y en especial el primero, Alameda (1979)- gozan de un aura mítica entre los aficionados al género que vino a llamarse Rock Andaluz. ¿Cuál es tu valoración de estos discos y de ese período?

El primer disco tiene un sonido muy particular por la forma en que está hecho, casi en directo. El material estaba muy mascado, muy rodado en muchos pubs. Cuando esos temas hasta entonces desconocidos fueron tan bien recibidos… Aquello nos animó mucho. Creo que después nos obsesionamos buscando la perfección en el estudio, y perdimos aquella frescura; por lo menos hasta Noche andaluza (1983). En aquella época tuvimos un disco, el primero de Triana, que fue el que nos indicó el camino, lo que no estaba hecho. De ellos me gustaba todo, la estética tan acertada, con aquella vela…

¿A quién nos vamos a encontrar en la banda el próximo viernes en la Sala X?

Por desgracia Manuel Marinelli ya falleció, pero su hermano Rafael sigue en los teclados. Manolo Rosa tuvo problemas con sus dedos… Por cierto, recomiendo a cualquiera escuchar sus partes de bajo, particularmente en los discos de Alameda. Ahora tenemos a Manolo Nieto, que quizá no tiene un currículum demasiado conocido, pero es un músico muy requerido. Toñi García cantaba en Jarcha; resulta que se las apaña también para ser mi esposa y la madre de mis hijos. Sin Álvaro Girón no doy un paso; yo tocaba la guitarra, pero me tocó a mí ser la voz porque los demás no cantaban ni en Navidad, así que la dejé. Antonio Coronel es un batería genial. Sé acompañarme de grandes músicos.

¿Y qué vamos a encontrar? ¿Algún tema nuevo?

De momento no; lo que sí ofreceremos son temas quizá no tan conocidos, pero tan buenos como los clásicos, de discos como el último, Calle Arriba (2008). Pronto (el 27 de febrero del año que viene, un día antes del Día de Andalucía) vamos a presentar material nuevo, en el Auditorio Rocío Jurado de la Cartuja.

¿Cuáles fueron vuestras influencias cuando comenzasteis en esto?

Tenemos tantas como miembros tuvo la banda. A Rafael le gusta la música clásica, el jazz, y compositores nacionales como Falla, Granados, Albéniz… A Manuel le iba más Chick Corea, pero se complementaban a la perfección. A Manolo Rosa y a mí nos cabe el Titanic, de todo: Paco de Lucía, Camarón, Satie… Un sinfín de cosas. Al batería le va más la música latina.

¿Crees que de algún modo recogisteis el testigo del género, con Triana virando hacia una música más simple y comercial o Medina Azahara fusionándolo con el rock duro?

No lo creo. Cualquiera que analice nuestros discos puede apreciar que hay grandes diferencias; no se trata de mejor ni peor… Y no estoy de acuerdo en eso de la comercialidad de Triana. La composición es muy jodida…

¿Te interesa alguna banda nueva en particular?

En principio me interesa cualquier banda del estilo. El Rock Andaluz es nuestra música, y eso que yo flipé con los Beatles, cuando el dictador daba la lata… Mi hija a veces me enseña cosas nuevas; yo le enseño cosas viejas. Pero me gustan pocos. Lo que se hizo hace 30 o 40 años sigue vigente, no encuentro nada realmente nuevo ni sorprendente.

¿Cómo encuentras el Rock Andaluz? ¿Crees que pervive más allá de la memoria?

Por algún motivo que no acierto a comprender los medios de este país se acuerdan siempre de la movida madrileña, pero no del Rock Andaluz.

El vuestro era un enfoque ligeramente menos flamenco que el de otras bandas, y sin embargo colaborasteis en una de las piedras de toque del flamenco, La leyenda del tiempo (1979). ¿Qué nos puedes contar de aquel encuentro?

Inolvidable. Fue una oportunidad de conocer muchas cosas. Camarón y yo hicimos dos elecciones con el PSOE. Felipe González perdió la primera y en la segunda ganó. Creo que grabamos el disco entre aquellas dos elecciones. Formábamos una caravana muy especial: Cantores de Híspalis, Camarón de la Isla, Paco Gandía, Joan Manuel Serrat y nosotros.

Los discos que habéis editado desde mediados de los noventa han pasado más desapercibidos, ¿qué nos puedes decir de ellos para todo el que no los conozca?

Dunas (1994) y Calle arriba son mis discos favoritos, junto con el primero y Noche andaluza, por supuesto.

¿Cuáles son los planes de Alameda para el futuro?

El hecho de tocar en Sevilla nos llena siempre de ilusión; también produce mucho respeto, aunque eso se arregla solo, una vez estás en el escenario. De momento no vamos a sacar ningún disco. Yo estoy escribiendo un musical sobre Antonio Machado, sus últimas soledades, que se llama Irresignación, una palabra que no existe, pero que se comprende perfectamente. Está basado en textos escritos por él y su hermano Manuel en aquellos años funestos del 36 al 39, cuando nos dio por matarnos los unos a los otros, y es asombroso lo actuales que resultan. También estoy trabajando en un espectáculo llamado Las dos orillas, un encuentro con la Huelva de hace 500 años, con Juan Carlos Romero, un guitarrista poco conocido, pero que es impresionante.

A continuación, y para acabar, quisiera que dijeras unas breves palabras acerca de varios artistas. Los primeros son Azahar.

Un grupo muy digno.

El Barrio.

Un compañero espectacular, no puedo ponerle pegas. Ha tenido mucha fortuna, y creo que ha conseguido llevarse al público de Camarón. Tiene mucho mérito.

Carles Benavent.

Hablamos de Champions League. Se puede ser un gran intérprete, un gran ejecutante, pero es que además tiene un mundo creativo propio.

Cai.

Empezaron con Chano Domínguez… Uno de mis grupos preferidos.

Goma.

Me gustan mucho, como todo lo de aquella época.

Gualberto.

Para sacarlo en hombros. Este hombre, lo primero que hace por la mañana, es grabar lo que él llama sus «tapitas»: canciones nuevas. Cada día.

Imán.

Los más intelectuales y sorprendentes.

Manglis.

Un buen guitarrista y un gran luchador.

Medina Azahara.

Dentro de poco tocaremos juntos, además de con Triana. Muy meritorio seguir en la brecha después de tanto tiempo; los respeto mucho.

Mezquita.

Siempre me han gustado.

Salvador Niebla.

El sello lo contrató para grabar en Dunas. Es un batería magnífico, coge las ideas al vuelo. Gran nivel.

Niña Pastori.

Canta muy bien, muy camaronera. De ella sólo puedo decir cosas buenas. De bien, para el norte.

Miguel Ríos.

Su carrera habla a las claras. Un maestro del Rock, que me sigue gustando muchísimo.

Silvio.

Una debilidad, como para todos los que tuvimos la suerte de haber estado a su lado. Un caballero, un fenómeno como batería, un genio siempre. Ni borracho era desaborido.

Smash.

Consiguieron ser un grupo mítico, con gente con la que me siento muy unido. Me puede el componente afectivo.

Storm.

Tres cuartos de lo mismo. Hacen algo parecido a Medina Azahara desde hace mucho, mucho tiempo. Empezaron imitando a Deep Purple y después sacaron sus propias y fantásticas canciones. No han tenido mucha suerte.

Max Suñé.

No he podido conocerle, aunque siempre lo seguí. Con Kitflus formó parte de Pegasus, un grupo muy interesante.

Tabletom.

Joder, me das en el bebe. Muchas vivencias juntos. Rockberto era genial. Muy especiales y auténticos.

Tartessos, aquella banda tuya anterior a Alameda.

En aquella época nos centrábamos mucho en las voces, un poco al estilo de bandas americanas como Crosby, Stills & Nash. Buenos recuerdos.

Triana.

El grupo del sur, el camino a seguir, fusionando lo inevitablemente rockero con destellos de otras músicas. Jesús de la Rosa creaba verdaderos clímax sonoros, un poco a la manera de la música underground.

¿Y Alameda?

No los escucho mucho… Pero con ellos he pasado los mejores ratos de mi vida.

About Author

DEJANOS TU COMENTARIO

Loading Facebook Comments ...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.