Mist3rfly “Hacer música es una energía que necesito, un combustible para poder vivir”

La música electrónica de hoy en día está carente de imaginación, es machacona, y no ofrece nada por lo que permita ser recordada. Es el némesis del gafapastismo, del indie de primera fila. Pero, ¡ah!, tenemos a Juan Méndez, es decir, Mist3rfly. A principios de este mes, nos llegó el cuarto trabajo del cerebro (electrónico) de Postura 69, Parabólica, Lemon^Fly, Electronikboy, que últimamente ha apostado por Conmutadores y X+M. Ya nos dejó con la boca abierta con su revisionistamente ecléctico Radio-Activa (2014), y ahora, nos entrega #, producido, grabado y mezclado por Mist3rfly en su estudio Misterfly-HomeStudio y masterizado por Paco Butrón (Cyborgdrive). Del diseño se ha ocupado Manuel Fresno.

# se mueve por la misma senda, algo más duro, algo más actual, y sin cansar. Repite planteamiento, hasta cierto punto, y con gusto. Es de celebrar que se le dé a la música electrónica un equilibrio entre ritmo y melodía, sin caer en el poligonismo, pecado capital en el que cae y recae la música electrónica… Visto así, es comprensible que hasta necios e insensatos amigos de sustancias perjudiciales, las usen para soportar el tiempo que estén en un lugar de baile. # se mueve entre el House, el Electro, el Synth-Pop y géneros y subgéneros afines, dando como resultado un trabajo que lo mismo vale para salir a correr, bailarlo en la disco, o escucharlo en casa, y sin tomarte nada dañino, y esto no es frecuente. Escuchar # nos ha llevado a hablar con este ciborg hispalense…

¿Qué tipo de música escuchas además de la electrónica?

Escucho prácticamente de todo, Rock, Pop, Indie, etc… El último disco que he comprado, y que me acompaña en el coche (que es donde suelo escuchar más música), es Catálogo de planetas de Salvador Tóxico (ex-Algora). Si te gusta el pop de calidad y bien hecho te lo recomiendo.

¿Cómo comenzaste y por qué la música electrónica es lo tuyo?

De pequeñito tuve la suerte de que los Reyes Magos me trajeran el clásico Casio VL Tone1 y un poco más tarde el típico PT-20 de la misma marca. El caso es que con once o doce años cayó en mis manos un par de casetes, un de Azul y Negro y el The Man Machine de Kraftwerk. Aquello me impactó, en mi casa se escuchaba Bee Gees, The Beatles, Los Pecos, y cosas así… Y claro el sonido cósmico de los alemanes cambio mi vida. Luego empecé a investigar más, y a lo largo de los años hasta hoy, me hice fan de los primeros Depeche Mode, Ultravox, OMD, Anne Clark, Front 242, The Neon Judgement, Moby, The Prodigy, etc, etc… Nunca dejo de investigar artistas o bandas de electrónica, ahora soy muy fan de Deadmau5 o Crystal Castles, por ejemplo.

Desde aquella primera maqueta de tu primera banda Inquieto Teatro a #, ¿qué ha cambiado y qué perdura?

Si hablamos de mí, he cambiado -y bastante-, ha cambiado la vida, la forma de entender la música e incluso la forma de hacer música… Perduran las mismas ganas con las que iba a ensayar y la ilusión de seguir componiendo y subiéndome a un escenario; De ahí lo de “I´m crazy @ I´m Love”… de la música. Soy un yonki de ella en toda regla. Hacer música es una energía que necesito, un combustible para poder vivir, es mi válvula de escape.

¿En qué te inspiras para crear nuevos sonidos/melodías y llevarlas a tu zona?

Realmente no lo sé, nunca lo he sabido. Cuando tengo ganas de componer, me siento delante de los cacharros, me dejo llevar y va fluyendo solo. Supongo que mucha culpa la tiene que tener el haber escuchado tanta música a lo largo de mi vida, y el disco duro humano, que tantos datos y recuerdos almacena, trabaja solo.

¿Qué crees que influye negativamente en la música electrónica?

Siempre se la ha relacionado con las pastillas y la droga en general, pero no es cierto, no todo el que va a festivales o clubs de electrónica va drogado, yo he visto en Sevilla en un concierto indie más gente así que en muchos de música electrónica en los que he estado.

También influye muy negativamente la última corriente de música de baile y mal llamada Electronic Dance Music o EDM. Hay mucha morralla. Ojo, que a mí me encanta el estilo y el trabajo de muchos de los productores de esa escena que hacen verdaderas maravillas para las pistas de baile, pero por otro lado hay mucho productor y DJ que ya no se acuerdan de dónde vienen y se han vendido al negocio comercial, produciendo verdaderas mierdas para oídos sordos…

¿Existe un circuito de música electrónica de calidad?

A nivel mundial de festivales si, tanto en su vertiente más comercial como en la underground, solo tienes que ver la que montan los festivales Ultra o Tomorrowland, incluso a nivel nacional también tenemos buenos festivales como Mutek, Sónar,Dreambeach Villaricos, Aquasella o el legendario Monegros Desert Festival en Fraga (Huesca).

No tanto radiofónicamente que salvo el programa Siglo 21 de Radio 3 o la hipermegacomercial Máxima FM (algo así como los 40 Principales de la electrónica). No hay mucho más.

¿Cuál ha sido tu última adquisición instrumental?

La última adquisición fue un sintetizador Roland SH-201. Del que más tiro es de un Microkorg, el mejor invento desde el serranito y el Espidefen, como decía un amigo.

Trevor Jackson ha dicho recientemente que “los noventa fueron, con diferencia, la peor década para este tipo de música [la electrónica]”…

Discrepo, y mucho, con este señor. Es su opinión y habrá que respetarla, pero supongo que desde que la música es música hasta nuestros días, en cada década, ha habido música buena y mala, pero en los noventa había verdaderos hits y maravillas realizadas y producidas por auténticos genios de la electrónica. Te puedo hacer una lista interminable: 808 State, Orbital, The Chemical Brothers, The Prodigy, Massive Attack, Underworld, Björk, The Future Sound Of London, Tricky, Moby, Les Rythmes Digitales, Air, Daft Punk, etc… Sin mencionar a los que ya venían de los 80. ¿Y dice este señor con diferencia? ¿Dónde estaba él en los noventa?

Conmutadores, X+M… ¿Más proyectos en la manga?

No lo sé, muchos saben que mi afición es crear bandas o proyectos, pero la verdad no me apetece ahora mismo. Tengo pendiente hacer un disco con Electronikboy, empezar con lo nuevo de Conmutadores y seguir con X+M, pero ahora mismo lo que me más me importa es centrarme en mí, en darle a Mist3rfly lo que se merece y nunca le he dado por haberlo hecho para mis otros proyectos… Pienso que haber creado tantos grupos ha sido un error que he cometido, por el que muchos no me han tomado en serio, por no hablar de haber vuelto loca a mucha gente que no sabía por dónde seguirme… aunque a mí me haya divertido.

¿Hacia dónde piensas que está evolucionando tu música?

Sinceramente no lo sé, nunca me he planteado esta pregunta, desde que comencé en esto mi evolución ha sido natural, la experiencia es la que manda y te pone en tu lugar. He aprendido a no tener prejuicios a la hora de crear. El escuchar mucha música y de todos los estilos es lo que te enriquece como productor y como músico. Me gustaría seguir evolucionando como lo he hecho hasta ahora. Veo a mucha gente de mi generación que se quedó anclada en el rock, otros en los ochenta, y me revienta escucharles cuando sueltan la típica frase “la música que se hacía en mis tiempos es la mejor”. No saben que hoy hay mucha música y muchos artistas con talento ahí fuera por descubrir.

# se encuentra en varias plataformas de internet. En formato CD, incluye una elegantísima versión de “Computer Love”, de Kraftwerk. Para estrenar #, el día 4 de junio Holiday by Obbio abre sus puertas para dejar el escenario al desenfreno y la electricidad. Atentos a 8 Pistas, sortearemos invitaciones pronto.

DEJANOS TU COMENTARIO

Loading Facebook Comments ...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading Disqus Comments ...