17 abril, 2024
Lo que muchos estaban esperando. Enrique Bunbury vuelve a Sevilla el próximo jueves, 18 de diciembre de 2014, para subirse al escenario del Palacio de Deportes San Pablo. Y como previa os hacemos un breve repaso a toda su carrera

Lo que muchos estaban esperando. Enrique Bunbury vuelve a Sevilla el próximo jueves, 18 de diciembre de 2014, para subirse al escenario del Palacio de Deportes San Pablo. El que fuera vocalista de la banda musical Héroes del Silencio – siendo ésta considerada por muchos como una de las mejores bandas de rock en español de todos los tiempos – vuelve de nuevo a Sevilla, ciudad donde su público espera disfrutar del espectáculo que el cantante protagoniza con cada actuación en vivo.

Acariciamos el pasado y nos vamos al año 1997… Año en que, después de producirse la ruptura de la banda, el cantante comienza su carrera en solitario y se convierte en una importante y reconocida figura dentro del panorama musical español y latinoamericano. Su nueva andadura profesional le lleva a diferenciarse del estilo que defendía con la banda y a terminar adentrándose en un mundo donde él mismo hizo convivir varios ritmos: desde música electrónica y música árabe en los primeros tiempos, pasando por música de cabaret, blues, flamenco, rancheras y tangos, hasta salsa, boleros, milongas y cumbias en uno de sus últimas obras que rindió homenaje a Latinoamérica.

Radical Sonora (1997), es el primer álbum de la carrera en solitario del cantante y el responsable de que éste diera el primero de los pasos hacia delante como Enrique Bunbury después de la ruptura con la mítica banda zaragozana de la que fue líder. Trabajo donde deja ver la exploración electrónica y la influencia de la música árabe en las canciones que lo completan. Para su producción contó con la colaboración de Alan Boguslavsky, el guitarrista rítmico de Héroes del Silencio; el teclista Copi Corellano, quien realizó algunas grabaciones con Héroes del Silencio en temas como «La Alacena«, del álbum El Espíritu del Vino; el batería Ramón Gacías y el bajista Del Morán.

https://www.youtube.com/watch?v=1Vf8MQ2_HJM

Ya en Pequeño (1999), Enrique Bunbury rompe totalmente con los moldes que hasta entonces habían caracterizado a sus anteriores trabajos y presenta un álbum creado bajo influencias mediterráneas, rancheras y árabes, y de corte minimalista. Representa ese punto de inflexión que marca el antes y el después en su camino en solitario. Es aquí donde aparecen nuevas versiones de temas del primer trabajo en solitario del artista como: «Salomé«, «Big-Bang» o «Alicia«, así como el tema «Apuesta por el rock and roll«, del grupo zaragozano Más Birras.

Pequeño cabaret ambulante (octubre del 2000), da nombre al tercer álbum de este cantante, productor y compositor aragonés Enrique Bunbury, grabado durante un concierto en México DF cuando el cantante se encontraba en plena gira. Goza de importancia dentro de su carrera musical, ya que este trabajo nace del propósito de rendir tributo a su hijo Javier Alexis.

Pero el éxito musical que le reconoce ante el público como un asentado cantante en solitario, tuvo bastante que ver con su tercer álbum de estudio Flamingos (2002), el cual le hizo vender en poco tiempo más de trescientas mil copias. Las ventas y la aceptación de su público, quizás fueran pequeñas muestras de cómo Bunbury ya estaba haciéndose hueco dentro de un público bastante desilusionado hasta el momento con la disolución de la banda.

En 2004 se edita su cuarto álbum de estudio, El viaje a ninguna parte, un disco doble con múltiples influencias provenientes de diversos lugares. Provisto de ritmos, música y letras en las que podemos encontrar desde tangos a corridos, pasando por el blues, el propio Bunbury hizo de este disco uno de sus discos más representativos. Álbum que contó con una «minigira» bajo el nombre de Freak Show, con la que Bunbury vio materializada la idea que tenía en mente desde hace años: una gira ambulante en su más pura expresión.

https://www.youtube.com/watch?v=VZnhhVTfdG0

El tiempo de las cerezas (2006), fue producto de un encuentro que tuvo lugar en el Puerto de Santa María (Cádiz) entre el cantante que pisará suelo sevillano el próximo jueves 18 y Nacho Vegas, y con la ayuda de Paco el Loco grabaron un disco doble. Bunbury intentó rescatar con este disco algunas canciones del que iba aser su próximo disco de estudio, Judas, que finalmente no vio la luz. Pero lanzó un disco que recibió buenas críticas a nivel general. Disco que se publicaría el 18 de septiembre de 2006 bajo el título de Bunbury y Vegas.

Hellville de Luxe (octubre de 2008), título con que da nombre, apellido, personalidad, y acento, a su quinto álbum de estudio, y que proviene del nombre de la casa-estudio que el cantante tenía en El Puerto de Santa María, su residencia hasta que se mudara a Los Ángeles. Saltándonos que volvió a contar con Manzanera en la producción después de estar con Héroes del Silencio, al igual que hiciera con Radical Sonora en el 97, y que el disco fue editado en vinilo – siendo el primero desde Avalancha con Héroes, llegamos al primer single de este nuevo trabajo: «El hombre delgado que no flaqueará jamás», que se presentó en agosto del 2008 en un programa especial de la cadena Rock & Gol, presentado por el ‘Pirata‘.

Atravesado ya el ecuador de su carrera en solitario, Bunbury lanazaba el disco Las consecuencias el 16 de febrero de 2010. La versión digital del álbum contó con una canción adicional, «Los amantes«. Se trató de un trabajo con el que varios aficionados especularon ante la posibilidad de que el cantante ya contara con algunos temas grabados con antelación para aquel disco, pero que finalmente fueron rechazados por no encajar con el perfil de sonido que caracterizaría a este nuevo trabajo.

Y sin separarnos demasiado de esta etapa, nos encontramos con Gran Rex, que salió a la venta en 2011 y supuso el disco en directo de la gira de presentación de Las Consecuencias. Producido por el propio Bunbury, contó con la ayuda de Ramón Gacías, su mano derecha en toda su etapa en solitario.

A finales de 2011 se edita en vinilo un set recopilatorio que recogía toda la discografía de estudios de Bunbury hasta ese momento. La caja se acompañó de un libro firmado por Juanjo Ordás, donde se analiza cada álbum de forma muy detallada.

Y llega Licenciado Cantinas, el que fue su séptimo disco en solitario y con el que el cantante comentaría públicamente que sería el comienzo de una nueva etapa en lo musical, dejando atrás al sonido que caracterizó a las ‘Canciones del puerto’. Disco ansiado en la medida en que el cantante reconocía que llevaba unos diez años queriendo grabar este material y no pudo hacerlo hasta ese momento. Quince canciones construyen este disco «conceptual» – según las palabras de Bunbury -, dividido en cuatro partes, que narran la historia del personaje ficticio «Licenciado Cantinas«.

Después de una larga e intensa demostración de lo que ha sido la vida profesional de Bunbury a través de un exhaustivo recorrido en el tiempo, llegamos a su último material, Palosanto, un disco de cambio personal y sonido particular, componiéndose entre 2010 y 2013. Sabemos que las primeras maquetas originales fueron robadas cuando asaltaron la vivienda del cantante en Los Ángeles y robaron su ordenador personal.

En el escrito de presentación del disco, el cantante explica que la primera parte es de un sonido más tecnológico y digital, y la segunda tira más hacia lo orgánico. Partes que conforman un nuevo material con el que conseguiría el Disco de Oro en España y el Disco Platino en México.

Ya sólo nos queda disfrutar de los conciertos que resten de la gira Palosanto, entre los que encontramos el del próximo jueves 18 en Sevilla, antes de que el cantante lleve a cabo lo que el pasado 23 de noviembre publicó en su página web oficial, donde explicaba su retiro indefinido de los escenarios al término de la gira Palosanto, lo que nos hará vivir su segundo alejamiento de los escenarios.

Ver a Bunbury en directo, seguro nos hace olvidar por unas horas su planeada, y momentánea, retirada de los escenarios. Y ser partícipes de su música, y de la fuerza y el ahínco con que la exterioriza, muy probablemente nos haga decir algún día que mereció la pena ir a Sevilla a ver a uno de los grandes.

About Author

DEJANOS TU COMENTARIO

Loading Facebook Comments ...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.