15 junio, 2024
Es, además del nombre de una serie que aborrezco, un buen resumen de lo vivido la pasada noche de viernes en la Sala FunClub de Sevilla. Programa doble con Vera Fauna y Sen Senra derrochando frescura y energía en un local con una afluencia considerable.

Es, además del nombre de una serie que aborrezco, un buen resumen de lo vivido la pasada noche de viernes en la Sala FunClub de Sevilla. Programa doble con Vera Fauna y Sen Senra derrochando frescura y energía en un local con una afluencia considerable.

Ese es precisamente uno de los aspectos que más llamaba la atención ya desde la entrada, malacostumbrados como estamos a audiencias escasas cuando en el cartel figuran nombres poco conocidos. Pero allí estaban, montando incluso su propio mosh en primera fila. Vera Fauna traía consigo un buen número de incondicionales que respondieron con entusiasmo a la propuesta de esta banda sevillana.

Mezcla rockera variopinta que a ratos recuerda mucho a los 80, a ratos a los 90 y otros a ellos mismos, que ya es un logro. Desde luego, fuerza y entrega no les falta a estos paisanos. Más de una hora de diversión en la que también hubo espacio para el rock andaluz y el flamenco, con mención a Manuel Molina, fallecido días antes, y homenaje al cantaor jerezano Juan Moneo “El Torta”.

Con un pequeño descanso y las fechorías del comando Jägermeister de por medio, le tocó el turno al joven Sensei Sen Senra. Apenas 20 años de vida aunque sobre el escenario parezcan 40. Pese a haberlo dado todo previamente, el joven público acogió con más ganas de bailar el proyecto de este vigués que bien podría haber nacido en California o en Liverpool, ya que nos ponemos. Y es que, en ocasiones, nos trajo a la cabeza al cuarteto británico más famoso de la historia.

Pero a Sen Senra le sobra actitud y sonido propio en el que es su álbum debut, Permanent Vacation, cuyos temas fue desgranando uno a uno, salvados los escollos de los primeros compases en los que la banda parecía no acabar de encajar. Y es que recordemos que, pese a que se presentaba con parte de su antigua formación, este niño prodigio ha grabado él solito todos los instrumentos que oímos en el LP. “Estamos en el sur, por fin vamos a poder hacer bien el amor”, anuncia hacia la mitad del show. Pide un gin tonic y nuestros ojos se cuestionan si alcanza la edad mínima para beber. Nos responde el sentido común que, si uno es capaz de hacer música a ese nivel, puede beberse el bar entero si quiere

Pies en movimiento y ritmos playeros pegadizos los de “Pza America”, “No more bad days” “Lunatic”. Con la voz lo-fi del gallego absorbiendo el peso de la actuación y la psicodelia por bandera sonó “Flowers” y con “Looking at you” los presentes acabaron hasta haciendo los coros. Rebasada por poco la medianoche y con el personal alborotado cerró Sen Senra una cita esperanzadora para la música emergente. Como os avisamos al principio, lo que se avecina no es solo una serie, es un pronóstico muy favorable atendiendo a la calidad de un joven que, si sigue fiel a sí mismo, dará mucho que hablar.

About Author

DEJANOS TU COMENTARIO

Loading Facebook Comments ...

Deja una respuesta

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.