Los Elementos en la Caja Negra “Viaje en el tiempo”

La Caja Negra, 07/03/2015

Fotografías por Elena Gato

Hubo una época en la que los bares tenían la música alta, se fumaba y la clientela salía a la calle con sus consumiciones. La muchachada, hoy muchos de ellos padres de familia, no hacía botellonas, sino que bebían litronas en la puerta de aquellos colmados que parecían no cerrar nunca; la “Amalia”, la “alemana”. Sin pan a las 8 de la tarde un 15 de agosto, allí tenían. No existían las tiendas de chinos y los conciertos nunca empezaban según el horario previsto, sino una hora más tarde como mínimo.

La tarde trascurre en el Café Habanilla de la Alameda a compás de swing jazz. Todavía hay chiquillos jugando, casi primavera. La puerta de la Caja Negra está cerrada, todavía no hay público. Raúl, bajista de los Elementos, fuma un cigarrillo apoyado en un coche aparcado, el bolo empezará una hora más tarde, vamos bien. Nunca comenzó un concierto de rock a la hora que viene impresa en la entrada. El obligatorio retraso sirve para hacerle una visita a La Niña Bonita… ya de paso, botellines y cervezas artesanas al romero, secreto ibérico con “yo no sé qué” y ropavieja de “yo no sé cuánto”; nivelazo, a la altura de los músicos que ocuparon el escenario de la Caja Negra: los Elementos.

El trío sevillano se posiciona como heredero directo del pop rock español de los 80. Lo asumen sin más. No obstante, no es una banda más de esas de versiones de pop de los 80 que tanto gustan en salas de ambiente pijo y cuarentón, donde se alternan con grupos de “flamenquito” de cajón y patillas. La propuesta de estos tres experimentados músicos es propia y unida a grandes bandas del rock en español; Nacha Pop, Los Ronaldos o Ilegales.

El objetivo claro de Los Elementos es retomar el rock de su juventud, el sonido de la FM de aquellos años de bachillerato. No hay necesidad de riesgos, impostura o afectación. El bolo se va calentando a medida que la banda mete una marcha más, la carrera es de fondo. El mal sonido de la voz hace que quede algo tapada y se pierda algún matiz vocal, por lo demás la banda suena sólida, redonda.

A medida que avanza el concierto los temas del set suenan más rockeros, estaría muy bien que fuera siempre esa la línea del grupo. Hay canciones que desnudarlas de “delay”, le sentaría muy bien, buscar un sonido más crudo de guitarra ya que el potencial está presente. Volamos al compás de una base rítmica muy bien ejecutada, recuerdos de Pata Negra, rock gitano. Los Elementos llevan también a Radio Futura en las venas, es el año 89 en la Caja Negra, la música rock en español sonaba así, en los bares, en la radio.

El compás se vuelva enérgico, esta vez es “A la carrera”, el tímido público baila, la banda está a gusto, desde luego aportan. Viajamos en el tiempo, recuerdos de los míticos La Frontera, suena “He venido a por ti” de Malos Pelos, cierran alto, en frenética subida, el bajo ahora es funk, surge el “jack”, ese grave que te atenaza la garganta y tanto gusta. Para cerrar, un “cover” de “Bestia, bestia” de los Ilegales, otra nueva aproximación al rock guitarrero, canalla y autodestructivo de la banda de Jorge Martínez. Los amplis siguen pitando, otras vibraciones, un viaje en el tiempo. Litros en la alemana, cinco duros o dos fortunas si devuelves la botella vacía. Chicas sentadas en motos aparcadas, en un bar suena muy alto rock en español, ¿Los Elementos?

DEJANOS TU COMENTARIO

Loading Facebook Comments ...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Loading Disqus Comments ...