Juanito da caza a los “pájaros negros” en la Sala Custom

Sala Custom, 26/02/2016

Texto: Mario Presa

Fotografías por Alejandro de Lárriva

“Muerte a los pájaros negros” arrasa en Sevilla y llena durante tres días consecutivos la sala con más aforo de la ciudad. Más de 700 personas acudieron a la cita y disfrutaron del concierto de Juanito Makandé durante las dos horas en las que desplegó su repertorio.  Un público joven, entregado, que aclamó al artista de principio a fin y canto sus letras al unísono.

La noche comenzaba fría. Los más adeptos ya hacían cola para asaltar la primera fila de concierto. Una legión de jóvenes bebía con la música de fondo que salía de los altavoces de los coches. De Juanito, por supuesto. Una vez abiertas las puertas de la sala, los aledaños comenzaron a vaciarse.

Ya en la Custom la cosa cambiaba. El calor de la gente dentro de la sala contrarrestaba con una de las noches más frías, seguramente la más, del invierno sevillano. Y así comenzaba el concierto, en un ambiente cálido y juvenil. Los primeros acordes sonaron y sobre el escenario, la banda, sentada, con una potente puesta en escena. Los gritos del público reclamando al cantante eran cada vez más intensos y de repente apareció dando paso a  enloquecimiento del público femenino.

El primer tema con el que habría el concierto fue Pistolas y cuchillos el cual representa, por cantidad, el estilo que predomina en su repertorio con ritmos funk entrelazados con su deje flamenco. Le siguió Tocar las nubes, un reggae acompañado por los vientos donde Juanito expuso su paradigma de felicidad. Y llegó Pena Negra con un compás por tango que recordaba a aquellas canciones que, salvando las diferencias, El Bicho, Miguel Campello, cantaba.

La noche seguía su curso y en el escenario comenzaban los primeros acordes de Cristales en una vuelta al estilo funk con esos quejios flamencos que el gaditano domina. La rumba de Ramón con influencias de ese son latino ponía a bailar a toda la sala. Kamikaze es uno de los temas que más gusta al público en general  y así se demostró cuando el artista lo anunciaba. Akuna Matata por bulerías es un fijo en todos sus conciertos y  con ella puso las notas más flamencas de su actuación.

La temperatura subió definitivamente con Calores, tema del anterior disco “Las canciones que escribí mientras volaba”  con un magnífico solo de trompeta a cargo de Enrique Rodríguez. Y le siguieron varios como Ya no soy un crio, Cuchillos en el aire y No quisiera despertar también de su trabajo anterior.

Ya llegando a la recta final las canciones de ambos trabajos se intercalaban. Cuando te empecé a querer, Por bulería de Jerez, Churrete y Ringo, Niña voladora  donde destacaría la aportación de los percusionistas, batería y timbales, que se lucieron con sendos solos.

Como en toda reunión flamenca, el concierto no podía terminar de otra manera que con un fin de fiestas. Antonio Heredia puso el colofón a la noche cantando a capela por bulerías.

La banda está formada por 7 integrantes con Fran Cortes a la guitarra, Fernando Lamadrid al bajo y Nano Peña a la batería. A los timbales Poti Trujillo, la trompeta de Enrique Rodríguez y el saxo de Lisandro Masilla.

Momento dulce el que está viviendo el linense con la gira “Muerte a los pájaros negros” con la que está cosechando el éxito más allá de nuestras fronteras. Ya ha conquistado suelo español con más de 100 conciertos, ahora va camino de Europa y con el acuerdo firmado con Sony BMG a por las américas.

    DEJANOS TU COMENTARIO

    Loading Facebook Comments ...

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    Loading Disqus Comments ...